Vous êtes ici:

Domingo VI de Pascua - Sr Cristina María

Année liturgique 2017-2018 [B]

Ser como El, hacer como El, vivir como El


Seguimos nuestro camino Pascual saboreando el don de la Vida que se nos ofrece cada día en medio de todo lo que forma parte de nuestro caminar hacia el Padre. Y la Palabra nos va llevando a esa acogida de la Pascua de Jesús que, poco a poco, va modelando nuestra vida y abriéndonos a la obra del Espíritu en nosotros, en la humanidad, en el mundo hasta que llegue la manifestación plena de los hijos de Dios.


En la primera lectura de la Liturgia de este domingo tenemos un relato muy importante en los comienzos de la comunidad cristiana : La conversión de Cornelio. El relato recoge el encuentro de Cornelio con Pedro (cap. 10 de los Hechos de los Apóstoles), un encuentro que va a desembocar en el primer Pentecostés del pueblo gentil con el bautismo de Cornelio y toda su familia. Pedro toma conciencia de que el Proyecto de Jesús es para todos : Dios no hace acepción de personas ; acepta al que lo teme y practica la justicia sea de la nación que sea. Al terminar Pedro de hablar el Espíritu se posa en el corazón de todos los creyentes circuncisos que estaban con Pedro. El bautismo es para todos. A nadie se le puede negar. La Iglesia se va construyendo en la diversidad de pueblos. El salmo, como respuesta las palabras de Pedro, proclama la salvación de Dios que se ha manifestado a todos : Los confines de la tierra han contemplado la salvación de nuestro Dios (Salmo 97).


En la segunda lectura, Juan nos hace conscientes de la dimensión de los dones del Espíritu : El que los ha recibido, los ha recibido para gustarlo y anunciarlo con su vida y con sus palabras. Lo que hemos recibido es el amor de Dios que nos abre a su conocimiento : Dios es AMOR. Quien acoge a Dios acoge al hermano que fue también sellado con el DON del Espíritu de Dios. Nuestro bautismo nos hace hermanos y solidarios con el DON de Dios derramado en todos los corazones. Nacidos de Dios, nacidos del amor y para el amor, porque Dios es el Amor sin medida, el amor entregado.


El Evangelio, la Buena Noticia de este domingo VI de Pascua, prosigue la lectura del cap. 15 del Evangelio de Juan. Hay en el texto algunos términos claves que se van repitiendo en este capítulo : permanecer en Jesús, dar frutos, pedir al Padre y ser escuchado. En el pasaje de hoy emerge la idea del amor entre el Padre y el Hijo, entre el Hijo y los discípulos, entre los discípulos entre ellos. Otros temas claves : guardar los mandatos de Jesús, la alegría, la mistad, la elección y el envío. Hay todo un itinerario espiritual que se inicia con la experiencia del amor que se acoge, del amor teologal que orienta toda una manera de ser y de vivir, un dar la vida. Todo lo que el Padre nos revela y lo que el Hijo nos ha dicho con sus palabras y su vida entregada, queda para el discípulo como un camino a recorrer. Vivirlo y vivirlo en el amor solidario es la gran señal de que hemos conocido a Dios que se nos ha revelado en su Hijo : conocido, amado, viviendo de su Vida. Ser como El, hacer como El, vivir como El es todo un itinerario espiritual.


Sr Cristina María, r.a.
Madrid - España

Dans la même rubrique


Ajouter un commentaire



Informations légales

Ce site est édité par "Religieuses de l’Assomption" :

Ecusson
  • Religieuses de l’Assomption - 17, rue de l’Assomption 75016 Paris - France
  • Tél +33 (0) 1 46 47 84 56
  • Fax + 33 (0) 1 46 47 21 13

S'inscrire à l'info-lettre